Posts etiquetados ‘Spotify’

Después de mucho pensarlo, la semana pasada finalmente me decidí a contratar una cuenta Sotify Premium. He de decir que iba predispuesta a que el servicio me satisfaría, pues las posibilidades de usarlo en el iPhone y en offline han pesado mucho más en esta decisión que el hecho de librarme de la publicidad.

En la aplicación de escritorio he de decir que se agradece mucho la ausencia de publicidad moviéndose de un lado a otro (y que siempre acababas clickando sin querer y abriendo pestañas y pestañas en el navegador). Obviamente también es un gusto no tener que escuchar los engorrosos anuncios de Melendi, Vodafone y demás.

Pero hablemos de mejoras del servicio. Básicamente son dos: el modo offline y aumentar el bitrate. La primera permite la descarga de las listas que selecciones para poder escucharlas sin conexión a internet. La segunda permite una mayor calidad de sonido (de hasta 320 kbps). Otra mejora que no se comenta es que las canciones dejan de entrecortarse “milagrosamente”. Todo este tiempo pensando que era por problemas de mi conexión o de mi ordenador y al pasarme a Premium han desaparecido.

También comentar que con la cuenta premium ya podemos usar la versión experimental de Spotify para Linux. Si queréis instalarlo en Fedora 14 tenéis los pasos a seguir aquí

En cuanto a la aplicación para móvil, sólo puedo hablar de mi experiencia con el iPhone. Echo en falta muchas cosas respecto a la de escritorio… será que me he acostumbrado demasiado. Me faltan los comentarios de los temas de mi inbox (para mi, algo imprescindible). Tampoco encontramos los top hits ni artistas relacionados. Espero que en alguna actualización incluyan esas mejoras. Aún así, estoy satisfecha con el servicio. Incluso con poca cobertura apenas me ha dado problemas de reproducción.

Ahora bien, ¿recomendaría pagar 9,99 € por esto? Pues dependerá del uso que le deis a Spotify. Si lo usais en el PC, sinceramente, no lo recomiendo. Pero si lo vais a usar en el móvil, sí, 9,99 €/mes es una buena inversión para poder llevar toda tu música, tus listas y demás a un golpe de dedo sin preocuparos por los gigas que ocupa.

SpotiAmp es una herramienta creada por Lars Werner que me recomendaron hace un par de meses a través de twitter pero que entre una cosa y otra todavía no había probado.

Con un diseño feo y pobre, se trata de un pequeño programa que nos permite crear nuestros propios atajos de teclado para controlar Spotify: pasar de canción, subir o bajar el volumen, pausar la reproducción, etc.

Pero lo que más me llama la atención de SpotiAmp es la posibilidad de silenciar la tan odiosa publicidad de Spotify (¿¿odiáis a Melendi tanto como yo “gracias” a esos anuncios??).

Primero de todo, necesitaréis instalar Microsoft Visual C++ 2008 SP1 Redistributable Package que tenéis aquí (32 bits) o aquí (64 bits)

Con esto instalado, ya sólo falta instalar SpotiAmp

Cada vez que oigamos un anuncio, lo marcaremos como tal y la próxima vez que Spotify nos quiera deleitar con él, SpotiAmp nos lo silenciará :-)

Y sí, con wine y Fedora 14 funciona ;-)

Fuente

Instalando Spotify en Fedora (y Linpus)

Publicado: 9 marzo, 2010 en Linux
Etiquetas:, , ,

En la web de Spotify, cuando nos dirigimos a la pestaña de Descargas para Otras Plataformas nos encontramos con el mensaje de que Spotify sólo es compatible con Windows y Mac. ¿Para qué se molestan en poner una pestaña para otras plataformas si no tienen descarga disponible? Ellos sabrán.

Afortunadamente, tenemos la posibilidad de utilizar wine para hacer funcionar muchos programas de Windows en Linux. Y Spotify es uno de ellos ;-)

Vamos al tema, para instalar wine y sus dependencias escribiremos en un terminal identificados como root:

yum install wine*

Nos iremos a la carpeta donde hayamos descargado el .exe desde la web de Spotify (presupongo Downloads) y lo ejecutamos con wine:

cd Downloads
wine Spotify\ Installer.exe

Y empezará la instalación. Aceptad añadir un icono en el escritorio y al acabar ya lo tendréis disponible para ejecutar desde allí.

Y así de simple y de rápido. A disfrutarlo con buena música!